Este sitio usa cookies. Si continúas navegando estás aceptando su utilización. Más información

Puedes viajar al futuro

Dicen que no se puede viajar en el tiempo, que eso solo pasa en las películas, Pero yo sé que sí… por lo menos al pasado.

Dicen que no se puede viajar en el tiempo, que eso solo pasa en las películas, Pero yo sé que sí… por lo menos al pasado.

Solo con cerrar los ojos y concentrarme en un recuerdo… ¡zas!

Ya estoy… todo es enorme… XXL, pero real.

Me encuentro con algunos que se fueron y que tanto echo de menos.

Oigo sus voces, huele a casa vieja y a lluvia, se siente el tacto de las sábanas y de las piedras.

Yo voy a menudo.

A veces, ni siquiera a propósito. Un sonido, una voz, un olor… y de pronto viajo en el tiempo, paseo por la playa en la que tanto jugué o siento el aire fresco al adentrarme en el bosque.

Todos esos paisajes forman parte de mí.

Han sido escenario y testigo de mi vida, lugares en los que se han construido mis recuerdos, en los que se ha construido lo que soy.

Ahora, vuelvo al presente y deseo que ese pequeño mundo, tan especial para mí, lo siga siendo, que las generaciones futuras tengan la oportunidad de construir en él sus propias memorias.

Así, además de viajar al pasado, también lo podré hacer al futuro.

Hacer  testamento solidario será mi manera de viajar en el tiempo, ¡ese será mi legado!

Tenemos la oportunidad de compartir con los que están por venir el planeta que amamos y por el que luchamos.

Podemos viajar en el tiempo.

¿Te apuntas?

Patricia Prieto, responsable Testamento solidario

Haz testamento solidario

Texto: Patricia Prieto