Este sitio usa cookies. Si continúas navegando estás aceptando su utilización. Más información

‘Esperanza’ frente al avance del ladrillo en la costa

El barco ‘Esperanza’ de Greenpeace recaló este verano en Barcelona, Ibiza, Cádiz y Tenerife para denunciar la destrucción de los ecosistemas costeros en todo el litoral español

El dato: En 20 días de tour, 80 voluntarios y voluntarias participaron en las jornadas de puertas abiertas en el barco, que recibió a 7.874 visitantes

El avance del ladrillo en las costas está arrasando con todo. También con los recursos naturales que proporciona el litoral. Para denunciar esta situación, el barco ‘Esperanza’ de Greenpeace, el más grande de la organización, recorrió el litoral español durante casi tres semanas el pasado verano.

En Barcelona, el buque acogió la presentación del informe ‘A Toda Costa’, elaborado por Greenpeace y el Observatorio de la Sostenibilidad y que evalúa por primera vez el estado de la costa a través de la pérdida de bienes y servicios ambientales. En Ibiza, tuvo lugar un muestreo social de amenazas a la posidonia: las zodiacs de Greenpeace se echaron al mar para denunciar a los yates fondeados en praderas de esta planta autóctona del Mediterráneo. Tanto en Cádiz como en Tenerife, el foco se puso en la contaminación de las aguas, causada principalmente por la superpoblación y el turismo masivo en el litoral y por los vertidos industriales de sustancias tóxicas.

Texto: Ana Martínez   Fotos: Greenpeace/ Mario Gómez